cirugia de rejuvenecimiento2Es natural que, conforme pasan los años, se hagan visibles en nuestro rostro los signos visibles del envejecimiento. Sin embargo, muchas personas no se sienten a gusto con la edad que determinan las arrugas, las bolsas y las líneas de las expresiones faciales. Unas arrugas alrededor de los ojos, como las patas de gallo, pueden transmitir una vejez para nada acorde con la energía que tenemos. Para ello, ponemos a tu disposición una serie de tratamiento que te ayudarán a paliar todos estos signos de la edad.

Con la evolución de la tecnología y de las diferentes técnicas, la comunidad cosmética ha desarrollado una serie de procedimientos para el rejuvenecimiento facial sin cirugía. Muchas personas no quieren pasar por quirófano, pero luchan cada día por tener una apariencia mucho más joven. Esto supone un beneficio enorme a su favor. Veamos algunas de esas técnicas que nos permitirán quitarnos años de nuestra cara.

¿Que es el rejuvenecimiento facial?

Así pues, el envejecimiento cutáneo es un proceso natural e irreversible, que se caracteriza sobre todo por la aparición de manchas, venitas, arrugas y flacidez en la piel, la grasa y los músculos. Es algo inevitable, pues todos envejecemos. Sin embargo, las técnicas de rejuvenecimiento facial sin cirugía son procedimientos médico-estéticos que intentar poner remedio a esos signos del paso del tiempo. Elimina las arrugas de tu cara en tan solo unos minutos y sin pasar por quirófano.

Las técnicas de rejuvenecimiento facial sin cirugía

Actualmente, existen muchas técnicas para rejuvenecer nuestro rostro sin la necesidad del bisturí.

Para las líneas de expresión más superficiales, podemos hacernos un peeling, que empieza con una limpieza fácil para pasar a una suave lijadura de la piel para exfoliarla y abrir los poros. Posteriormente, se aplican varias sustancias, generalmente ácidos, para eliminar toda la suciedad acumulada bajo la piel. Las sustancias se elegirán dependiendo del tipo de piel y de cuántas líneas de expresión tiene el paciente. Después, se neutralizan las sustancias con inhibidores de ácidos y se aplica un bloqueador solar para completar un proceso seguro y eficaz.

Ya hemos hablado en otros artículos de este blog sobre el Botox y hemos visto cómo es eficaz para suavizar las arrugas más marcadas originarias por la contracción muscular facial. Inyectamos la toxina botulínica para debilitar la musculatura y se borrarán la mayor parte de las líneas y arrugas durante los próximos días. Se recomienda este tratamiento para personas mayores de 30 años y se suele realizar unas dos veces al año para alargar sus efectos.

Para líneas de expresión más profundas, podemos utilizar también el tratamiento con láser. Tenemos la luz pulsada y otros tipos de láser que producen una leve quemadura y un bombardeo de luz para una exfoliación más intensa. No todas las personas son adecuadas para este procedimiento, pues depende sobre todo del tipo de piel.

Otro de los últimos tratamiento de rejuvenecimiento facial más populares es la aplicación de rellenos. Este proceso cosmético consiste en coger un poco de grasa de una zona del cuerpo, como el abdomen o los muslos, para inyectarlo en otra zona donde hace falta un poco de volumen. Es un procedimiento muy sencillo y solo se necesita un poco de anestesia local.

Seguro que conoces nuestra siguiente técnica: el aumento de labios, muy popular entre las celebridades internacionales. Es un tratamiento estético que consigue corregir las imperfecciones de nuestros labios y es uno de los más solicitados por los pacientes. Con esto, se logra mejorar el aspecto de los labios a través de la inyección de un producto específico. Tendremos unos labios con más volumen, más carnosos y jugosos. Presume de labios jóvenes y sensuales con el aumento de labios.

Finalmente, encontramos la radiofrecuencia, que se encargar de reafirmar nuestra piel y rejuvenecer nuestro rostro de manera eficaz y efectiva, con unos resultados perdurables con el paso del tiempo. Es uno de los tratamientos más novedosos y permite reducir o eliminar las arrugas, así como mejorar la firmeza de nuestra piel. Se produce un leve estiramiento de la piel y disminuye o se elimina la flacidez de la cara y del cuello. Esto se consigue al estimular la síntesis de colágeno y producir una reestructuración del colágeno y la elastina.

Lo último en rejuvenecimiento facial sin cirugía

Acabamos de ver algunos de los tratamientos de rejuvenecimiento facial sin cirugía más populares. Algunos ya se llevan realizando durante las últimas décadas, mientras que otros se encuentran entre lo último en rejuvenecimiento facial sin cirugía. En este sentido, también podemos hablar de la mesoterapia facial, que lograr aportar una mayor tonicidad, firmeza y elasticidad a la piel de nuestro rostro con unos resultados realmente naturales.

Se trata de unas microinyecciones en la capa de la dermis de ácido hialurónico y vitaminas. Conseguiremos así una hidratación mucho más profunda y duradera, otorgándole una mayor luminosidad a nuestra cara. Además, con la mesoterapia también conseguiremos una mejora de las arrugas de las zonas que ya han sido tratadas.

Este procedimiento cosmético no solo se puede aplicar en la cara, sino que también lo podemos utilizar para rejuvenecer el cuello, las manos o el escote.

 ¿Los tratamientos de rejuvenecimiento facial sin cirugía con quien hacerlo?

Si quieres más información sobre alguno de estos tratamientos, no dudes en pedir hora con la doctora Mendez. Nuestra especialista se encargará de resolver todas tus dudas y recomendarte la mejor técnica adecuada a tus necesidades. La doctora tiene años de experiencia en este sector y se ha formado con los mejores. Ha sabido acumular el conocimiento que solo dan las mejores escuelas y el contacto diario con los pacientes. Ella sabrá encontrar la mejor solución para tu caso. Si quieres tener un rostro mucho más firme y joven, no te lo pienses más: llama ahora y programa tu cita con la doctora Mendez.

Los hilos rusos: ¿Un tratamiento de rejuvenecimiento facial sin cirugía adaptado a quién?

Para acabar, nos gustaría repasar una técnica de rejuvenecimiento facial sin cirugía que se está popularizando mucho actualmente. Estamos hablando de los hilos rusos, también conocidos como hilos tensores. Es un nuevo lifting que no necesita cirugía en el que se implantan unos hilos intradérmicos que consiguen tensar el óvalo facial y borra las arrugas y la flacidez.

Los hilos rusos se colocan desde la zona anterior de la oreja hasta el surco que se forma entre la nariz y la boca y hasta el lateral del mentón. De esta manera se consigue situar el pómulo en su posición original y se reafirma y se tensa toda la cara. Se suelen aplicar en zona de abanico o de red.

Es un tratamiento que se realiza en la misma consulta del médico estético y se realiza en aproximadamente 40 minutos. Como puedes ver, es un proceso sencillo que no requiere estancia en el hospital. Como estos hilos son biocompatibles al 100%, son totalmente reabsorbibles y no producen ningún tipo de efecto secundario. La expresión de tu rostro no cambia en absoluto y puedes tener un rostro mucho más joven en cuestión de minutos.

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (Sé el primero en valorar el post)

¿TIENES ALGUNA DUDA?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más de 10 000 operaciones con éxito