Escríbenos: 999-488-746 Reservar cita
blog-img

Los errores que se comenten en la aplicación del botox

errores en aplicacion del botoxLa idea de usar botox es reducir las arrugas en el rostro. Buscar una apariencia más rejuvenecida y tratar de disimular las arrugas que con el paso del tiempo han ido apareciendo. Si bien este tratamiento estético puede producir efectos que ayuden a mejorar el rostro del paciente, también  se puede dar el caso de que se cometan errores si es que no se toman las medidas adecuadas.

La forma adecuada de aplicación del botox es cuando se realiza de forma personalizada y se tiene cuidado con el equilibrio de músculos faciales, que haya simetría en el rostro.

Buscar que es lo que el paciente busca es una tarea que el médico debe tomarse enserio. Por eso es propicio que el que lo haga sea un experto, perfeccionista en cada detalle, con la propuesta clara de tener resultados positivos.

Si no se aplica adecuadamente, el rostro no se ve natural y hay una mirada congelada. Se pueden ver muchos casos en donde el exceso de botox les hace jugar una mala pasada y obtienen resultados que no esperaban.

Una mala aplicación del botox puede ocasionar en el rostro del paciente:

– Cejas demasiadas arqueadas, a consecuencia de ello muestra el paciente una mirada rígida e incluso daría la sensación de que está molesta(o).

Esto ocurre cuando se inyecta una gran cantidad de Botox en el centro de la frente, haciendo que el área de las cejas o frente medial se vaya hacia abajo y por defecto, haciendo que las cejas se vean más altas.

– Otro  error en el botox es tener los párpados inferiores inflados. Cuando se realizan inyecciones de Botox en las áreas muy bajas de las patas de gallo, puede haber una migración de esta sustancia hacia el párpado inferior, produciendo un efecto de hinchazón en esta zona facial. La clave para que esto no ocurra es acudir a un cirujano experto que sepa cuáles son los puntos en los que se puede llevar a cabo la aplicación con precisión.

 – Otro de los errores más comunes, con respecto a la mala aplicación de Botox, es cuando resulta una frente aplanada e inmóvil. Esto sucede cuando se inyecta demasiada sustancia en el músculo frontal, que recorre la longitud de la frente y se conecta con el movimiento de las cejas.

 En el caso de las personas que tienen un exceso de piel en sus párpados o los tienen caídos, estos pueden llegar a sentirse mucho más pesados.

 Algunas personas que dicen ser expertas en la aplicación de esta sustancia, algunas por desconocimiento, aplican inyecciones en áreas como las arrugas verticales que están sobre el labio superior. En este punto del rostro hay que tener mucho cuidado debido a que la sonrisa puede terminar viéndose ligeramente aplanada o asimétrica.

 Que uno de los párpados de un paciente resulte caído, puede ser un error frecuente de una inadecuada aplicación de toxina boutílica. Esto puede pasar cuando se inyecta la sustancia en un nervio que puede resultar con daños permanentes, aunque puede tener cura con el tiempo.

 Por fortuna, casi todos estos errores pueden remediarse con el tiempo, pues la duración de los efectos del Botox por lo general es de 3 a 5 meses y después de 6 semanas las imperfecciones se ablandan. Sin embargo, es mejor evitar situaciones amargas, más aún cuando estas se reflejan en el rostro. Por eso es mejor acudir a un experto y a un cirujano plástico certificado, por lo menos con 3 o 5 años de experiencia en este tipo de procedimientos.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
26, noviembre, 2014Dra. Ronmy Mendez0 Comments
Dra. Ronmy Mendez

Dra. Ronmy Mendez author

cirujano plástico con Master en Docencia e Investigación en Salud.
Ver artículos

Déjanos tu comentario