Escríbenos: 999-488-746 Reservar cita
blog-img

La cirugía sin bisturí

La mayoría de personas buscan algún remedio para intentar luchar contra el paso del tiempo. Intentan cuidarse, se compran cremas caras, siguen dietas y hacen ejercicio. No solo se lucha contra el envejecimiento, también se hace contra los pequeños defectos que podemos ir padeciendo. Es algo inevitable. Aparecen arrugas, líneas de expresión, acumulamos algo de grasa en ciertas zonas de nuestro cuerpo. Pasamos gran parte de nuestra vida sin estar contentos del todo con nuestra cara o nuestro cuerpo.

La cirugía estética puede poner fin a todo eso. Puede acabar con complejos psicológicos y aumentar nuestra autoestima. Nos puede hacer sentirnos más cómodos y seguros con nuestros propio cuerpo. Sin embargo, no todo el mundo acepta esta solución. Muchas personas temen pasar por quirófano y enfrentarse al bisturí.

Gracias a los avances técnicos y tecnológicos, hoy en día contamos con nuevos tratamientos estéticos que se pueden realizar de una manera rápida y sencilla, sin la necesidad de utilizar el bisturí. Se trata de métodos menos invasivos que pueden mejorar muchísimo el aspecto de varias zonas de nuestro cuerpo. Incluso aquellos procedimientos en los que sí que se requerirá bisturí han ido evolucionando hasta ser mucho más precisos y menos intrusivos. Actualmente, si contactas con un profesional cualificado con una clínica con las instalaciones adecuadas, no debes tener ningún miedo a la hora de realizarte cualquier tratamiento cosmético.

¿Qué es la cirugía estética sin bisturí?

Actualmente, existen muchas técnicas de cirugía estética que no requieren el uso de bisturí para mejorar la apariencia de ciertas partes de nuestro cuerpo. Las técnicas son muy diversas y cada día se mejoran y aparecen nuevas. Si tu deseo es hacerte algún retoque en alguna parte de tu cuerpo o rostro, puedes consultar con un cirujano experto y te sabrá explicar cuál es la mejor solución para ti.

Para que te hagas una idea de lo que la cirugía estética sin bisturí puede ofrecerte, repasemos algunas de las técnicas más comunes y populares.

Una de las técnicas más novedosas de cirugía sin bisturí es la lipoescultura, retira la grasa indeseada de ciertas zonas del cuerpo. Se aplica sobre todo a aquellas personas que no presentan sobrepeso, pero que tienen ciertas zonas con depósitos de grasa que no pueden eliminar ni con dieta ni con ejercicios físicos. Es un procedimiento que se originó en Europa en el que se extrae ese exceso de grasa con pequeñas jeringas y cánulas mucho más finas que en la liposucción tradicional. Esta técnica también permite añadir grasa en otras partes del cuerpo para aumentar y moldear estas zonas.

Otras alternativas pueden ser la toxina botulínica, los rellenos dérmicos, la radiofrecuencia, las fototerapias o el ácido aminolevulínico. En otros artículos, ya hemos tocado algunos de estos tratamientos y de los que puedes recibir más información contactando ahora con un especialista. Por ejemplo, la toxina botulínica es también otro procedimiento muy popular hoy en día. Se conoce como botox y se obtiene de una bacteria. Se aplica en pequeñas dosis que paralizan parcialmente los músculos, sobre todo de la cara. Con esto conseguiremos eliminar las arrugas y las líneas de expresión producidas cuando contraemos los músculos faciales.

Como puedes ver, existen numerosos tratamientos que pueden ayudarte a mejorar tu apariencia estética sin la necesidad de pasar por quirófano. La cirugía plástica está en continuo desarrollo y eso se aprecia en las novedades en técnicas y procedimientos.

¿Qué tipo de cirugía no invasiva existe?

La cirugía estética no invasiva también la encontraremos en múltiples áreas de nuestro cuerpo. Ya que hablábamos anteriormente de la lipoescultura, podemos retomar este ejemplo con la lipoestructura. Esta técnica quirúrgica se utiliza para injertar tejido grasos del propio paciente en áreas concretas, como los labios, la cara, los brazos o los glúteos. Es un procedimiento único que mejora el contorno corporal y la silueta. Como ves, se puede realizar en combinación con la lipoescultura, pues ambas son técnicas de cirugía no invasivas en las que no se requiere el bisturí.

En este sentido, también existe la técnica de liposucción con láser o lipoláser. Se trata de un procedimiento con láser de alta precisión y muy poco invasivo. Se utiliza sobre todo para la corregir pequeñas irregularidades y cúmulos de grasa en zonas específicas, como puede ser la papada. Es un tratamiento que permite remodelar el contorno facial, reduce el volumen de grasa y puede atenuar la flacidez.

En la cara, encontramos además otros procesos, como los nuevos hilos tensores. Es una técnica muy nueva conocido como el lifting no quirúrgico del rostro. Esta técnica permite rejuvenecer la cara, recuperar la tonicidad de nuestros tejidos, preservando todos nuestros rasgos y características naturales. No se necesitan cortes, ni un ingreso hospitalario, ni un procedimiento quirúrgico con postoperatorio doloroso. Simplemente habrá cierta hinchazón que desaparecerá enseguida. Es, sin duda, uno de los grandes avances en la cirugía estética no invasiva de los últimos años.

Aquí podríamos hablar del minilifting, una técnica poco agresiva que se puede realizar bajo anestesia local. Se efectúan una serie de estiramiento moderados en las zonas de la cara y del cuello, con incisiones cortas. Podrás recuperarte a tu actividad habitual de manera inmediata, solo con una ligera inflamación los primeros días tras la intervención.

Necesitaríamos varios artículos para repasar todos los procesos no invasivos que existen en la actualidad. Pueden realizarse en zonas más generales o en áreas más concretas. Por ejemplo, podemos encontrar varios que remodelan nuestra nariz para arreglar algunos pequeños defectos. Podremos arreglar la punta nasal descendida, realizar una bioplastia, arreglar las alas nasales anchas o incluso estrechar la punta nasal, todo gracias a la cirugía cosmética no invasiva y con un procedimiento corto y sencillo.

La estética sin cirugía: Resultados

El mundo de la estética ha evolucionado tanto que ya podemos realizarnos retoques y cambios encirugía estética no invasiva nuestro cuerpo sin la necesidad de la cirugía. Si no quieres pasar por quirófano, la estética sin cirugía es tu mejor opción. Puedes olvidarte de meses de dieta y ejercicio sin conseguir nada, o de cremas caras que no te ayudan. Como has podido comprobar, seguro que encuentras el tratamiento que más se ajusta a tus necesidades. Todo el mundo que ha probado cualquiera de estos procedimientos ha quedado encantado con los resultados. Ya no hace falta ponerse debajo del bisturí para mejorar tu apariencia. Lo puedes hacer con un sencillo procedimiento no quirúrgico. Contacta ahora con nosotros y descubre cómo podemos ayudarte.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Dra. Ronmy Mendez

Dra. Ronmy Mendez author

cirujano plástico con Master en Docencia e Investigación en Salud.
Ver artículos

Déjanos tu comentario